historias que inspiran·leyendas

¿Por qué una cobaya? Los cambiapieles de la Antología Pimientos nos responden.

Hace nada salió a pasear tanto el vídeo como el post de la Antología Pimientos. Se trata de una selección de relatos sobre cobayas destinado a ayudar al Refugio de los Pimientos.

Pero no estoy aquí para hablaros otra vez del libro, sino de los personajes que pueblan sus historias, y que por una razón u otra, deciden convertirse en cobayas.

https___im.ziffdavisinternational.com_ign_es_screenshot_c_conoce-a-fondo-a-los-personajes-de-el-hobbit_conoce-a-fondo-a-los-personajes-de-el-hobbit_d5hx.jpg
Beorn, el cambiapieles del Hobbit.

Los cambiapieles no son nuevos en la literatura. Tenemos a Beorn, en el Hobbit; a algunos que otros en Juego de Tronos; y hay una discusión sobre si los quileutes son cambiapieles más que hombres-lobo.

En casi todas estas opciones, el cambiapieles elige transformarse en un animal grande y peligroso, excepto con los animagos y el caso de Peter Pettigrew. Así que me sorprendí cuando empezaron a aparecer personajes convertidos en cobayas.

Que sí, se trata de una antología de cobayas. Pero vamos a suponer que no es por eso, que hay una verdadera razón por la que alguien decidiría convertirse en cobaya.

Elección propia

En el secreto del cambiante se nos presenta una raza de humanos capaces de convertirse en animales. Allí se nos da una explicación sobre porque este roedor, es su animal favorito. Aquí tendríamos un ejemplo similar al de Peter en Harry Potter. La persona, se convierte en un animal que le represente.

¿Y qué representa una cobaya?

http___3.bp.blogspot.com__no_sZ-TJK30_TONXhuT_9lI_AAAAAAAAAtA_awB3qJpeozM_s1600_GuineaPigs042Las cobayas son roedores de tamaño similar a las ratas, pero a diferencia de ellas son herbívoras. Esta diferencia sería importante si, por ejemplo, la persona fuera vegetariana. Son animales que viven en grupo, y conocidos por ser muy cariñosos. Dos características que podrían encontrarse con humanos. Sobretodo si esta persona quiere explorar a los humanos, convertirse en algo “mono” es una buena forma de evitar ser desplazada por ellos.

No son trepadoras, así que si tienes miedo a las alturas, pero quieres poder moverte sin ser vista, son una buena opción. Además son nativas de Sud América, así que quizás alguien con esos orígenes podría preferirlas a las ratas o ratones, que trajeron tantas enfermedades desde Europa.

Un deseo a medias

En dos otras ocasiones, vemos un deseo no especifico inducir un cambio de piel. En el deseo de Elliot Suan, la cobaya se vuelve humano; mientras que en la caja de bombones es una humana la que adopta la vida de cobaya.

Aquí nos ponemos otra pregunta, ¿por qué si alguien desea un cambio de vida, esta sería hacía la dirección tomada en los relatos?

https___t1.ea.ltmcdn.com_es_images_9_9_8_img_disfraces_para_cobayas_21899_paso_0_600.jpgCon Elliot no hay mucha duda. Una cobaya perdida en el mundo humano, tendrá más posibilidades de volver a casa si se convierte en humano. Además de permitirle comprender más ese mundo que tanto miedo da.

Con la caja de bombones, tenemos que ponernos esa pregunta al inrevés. Aquí no hay decisión tomada por el personaje, sino que se trata de un deseo.

http___st.gonzoo.es_img_2015_11_16994.jpg
Las brujas

El deseo es una nueva vida. Vemos un caso similar en Las Brujas de Roald Dahl, en que el protagonista es convertido en ratón. En ese caso, es un niño, y que se alegra del cambio porque significa que vivirá tanto como su abuela (su única familia). Las cobayas viven de media cinco años más que los ratones, así que es casi una mejor opción para disfrutar más tiempo de la familia.

Una vez más hay el factor adorabilidad. Yo adoro a los ratones, pero es verdad que no son muy apreciados entre la mayor parte de gente. Las cobayas no inspiran el asco, o el miedo, que otros roedores podrían.

Además, señalar que son diurnas. Algo muy importante si quieres pasar tiempo con tus seres queridos. Mejor no tener horarios completamente opuestos.

Una maldición

Siguiendo con el tema de las brujas, llega el último cambio de cuerpos de mano de una maldición en Pumpkin. Una pregunta similar a la anterior, ¿por qué alguien convertiría a su enemigo en cobaya?

Claramente alguien que pretende mantenerlo preso. Las brujas convirtieron al niño en ratón, ¿Y qué pasó? Se escapó. Las cobayas son rápidas, pero ni de lejos tan ágiles y dotadas para el escondite como los ratones.

http___salamandra.info_sites_default_files_books_images_hires_mar_de_los_monstros_el_2014_300_rgb.jpg
El mar de los monstruos

En Percy Jackson, el mar de monstruos, Circe convierte a sus victimas en cobayas. Claro que Rick lo hace por un juego de palabras. En el mito original, Circe convertía a sus victimas en cerdos. Algo que no todo el mundo esta dispuesto a tener hoy en día en casa. Así que en el día actual los había cambiado con los “guinea pig“.

Sin embargo, desde el punto de vista de bruja malvada, comprendo su decisión. Puedes tenerlos en un parquecito sin que se te escapen, como en el libro, y darles verduras (que no son tan caras como la carne) para comer. Una vez más, no van a tocarte las narices de noche, y son poco propensos a morder. Digo yo que mucho más gestionable que un cerdo, o incluso, un ratón.

 

Bueno, me he quedado sin más ideas sobre porque una cobaya. ¿Se os ocurre a vosotros alguna?

 

Entretanto, podéis leer mi relato sobre palomas, aunque no haya cambiapieles.

gratis
Descargarlo en Lektu

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s